gafas Gafas Etnia Africa 08

Las gafas de sol graduadas pueden tener las lentes del color que deseemos. Y solo se pueden graduar las que no sean ni muy grandes ni muy curvadas.

Para elegir tendremos que pensar en nuestra graduación. Si tenemos astigmatismo o necesitamos unas lentes progresivas, estaremos obligados a elegir unas gafas con el frontal recto.

Gafas de sol graduadas

No pueden ser demasiado grandes ya que no se fabrican lentes mayores a 80 milímetros. Además, cuanto más cristal tengamos, el peso de la montura aumentará y el confort disminuirá.
En la práctica, solo una pequeña proporción de las monturas que se comercializan pueden convertirse en graduadas. Y la ventaja es que podremos elegir el color de los cristales que queramos.

Monturas de sol graduadas: Recomendaciones

Si se tiene un astigmatismo mayor a una dioptría, es bastante difícil acostumbrarse a unas gafas curvadas. Y si se necesitan progresivos, es imposible.
Las gafas de sol graduadas no pueden ser demasiado grandes. Y además no se aconseja pues el peso aumenta.

Se pueden elegir de cualquier color. El más común en las señoras suele ser el marrón o el gris degradado osea, más oscuro en la parte superior que en la de abajo. Mientras que en los señores se suele pedir el verde o el gris uniforme.

Supuestamente el color que más protege de los rayos uvas es el marrón. El gris es el que menos cambia la percepción de la realidad, mientras que el marrón y el verde aumentan ligeramente el contraste de los colores.
Las lentes polarizadas eliminan todos los reflejos, aumentando el confort, la comodidad y el contraste de forma exponencial. La desventaja es que no permite buena visión sobre las pantallas electrónicas.
Y aún así, posiblemente la opción de mayor calidad visual sean con sus lentes polarizadas.
[ratingwidget]